otono-y-aumento-de-pecho

Otoño y el Aumento de pecho

A principios del verano se produce un repunte en el número de mamoplastias de aumento, que junto con las liposucciones se convierten en las operaciones más demandadas en esa época del año. Pero ¿cuál es el mejor momento del año para realizar una intervención de aumento de pecho?

Como vimos en un post anterior, el verano no es el mejor aliado a la hora de realizar una mamoplastia de aumento [http://www.clinimagen.com/la-mamoplastia-en-verano/]. Desde Clinimagen te damos cinco razones por las que el otoño es el mejor momento para aumentar el pecho:
 

  1. Ocio VS Postoperatorio

En otoño nuestra vida social y de ocio no es tan intensa como en verano lo que facilitará la recuperación. Hay que tener muy en cuenta que tras una intervención de aumento de senos, como normal general, la recuperación puede llevar entre una y tres semanas. Este plazo se puede ralentizar si la prótesis se ha colocado por debajo del músculo, una técnica que requiere de mayor tiempo de recuperación.

Además, durante los primeros diez días es recomendable estar de reposo ya que levantar los brazos, coger peso o realizar un mal gesto puede provocar la supuración de las cicatrices u otras consecuencias que retrasarían la mejora.

 

  1. Cicatrices después del aumento de senos

Tras la operación debemos cuidar especialmente las cicatrices, todo lo que hagamos en los tres primeros meses marcará el futuro de nuestro cuerpo.

Por ello, no se recomienda tomar el sol, ni bañarse en la playa o piscina para evitar infecciones. Durante el otoño las visitas a la playa son menos frecuentes que en verano, la vuelta al trabajo y a la rutina deja menos tiempo libre para lanzarse al mar lo que favorecerá la cicatrización.

Pasados tres meses las cicatrices ya no estarán inflamadas, su curación habrá sido perfecta y habrás evitado así que el sol las oscurezca quedándose marcadas para toda la vida.

 

  1. Recuperación más llevadera

Tras la intervención de aumento de pecho no debes realizar actividad física, debes evitar el calor para una mejor cicatrización, realizar drenajes y llevar un sujetador especial postoperatorio durante, al menos, un mes tras la mamoplastia de aumento, teniendo todo esto en cuenta debemos marcar octubre como mes clave para la cirugía.

El calor ya no será un hándicap, puedes prescindir de ir al gimnasio durante unos meses y volver a comienzos del año siguiente para llegar en forma al verano. Además, los cirujanos recomiendan que estas cirugías se hagan cuando no hace mucho calor. ¡Otro punto más para elegir el otoño!

 

  1. Otoño, fuente de vitamina C

Uno de los consejos para el postoperatorio del aumento de senos es aumentar el consumo de vitamina C y D en la dieta ya que favorece la cicatrización y regeneración de la piel. El otoño es temporada de alimentos que son una fuente inmejorable de vitamina C como la naranja, las mandarinas, el pomelo… Añádelos a tu dieta postoperatorio y notarás los resultados.

 

  1. Navidad y fin de año de estreno

¿Aún tienes dudas sobre la mejor época del año para realizar la intervención? Seguro que ahora te convencerás porque entre las razones para elegir el comienzo del otoño para aumentar el pecho está la de llegar ¡al 100% para celebrar la Navidad!

La recuperación habrá sido un éxito, podrás lucir un escote espectacular en las fiestas y dar la bienvenida al año nuevo por todo lo alto. Además, otro punto positivo es que al comenzar el año podrás retomar gradualmente la actividad física y llegar al verano perfecta.

Comparte: