Tratamientos con Rellenos faciales

Rellenos faciales Las Palmas

¿Qué es la infiltración de rellenos faciales?

La infiltración de rellenos faciales es una de las técnicas más demandadas actualmente para el rejuvenecimiento facial, ya que sus resultados para eliminar pequeñas arrugas y surcos son efectivos y duraderos, con el mínimo riesgo, anestesia sólo local y sin necesidad de quirófano.

Se trata en inyectar materiales sintéticos o del propio cuerpo en las zonas adecuadas, de forma que se rellenan las arrugas y se recupera la firmeza y la tersura en la piel. Es un método no invasivo que ofrece grandes resultados, visibles al instante. Con los rellenos faciales se puede corregir, suavizar, matizar o eliminar las arrugas, cicatrices, depresiones cutáneas o surcos de la piel.

Los rellenos faciales también son una buena alternativa para aumentar el volumen en una zona, como el aumento de labios, remodelación de la nariz, modificación del mentón, etcétera.

¿En qué consiste el tratamiento con rellenos faciales?

Los rellenos faciales pueden ser de diferente tipo según la modificación que se vaya a realizar, si consiste en un aumento de volumen y dependiendo de la zona y el paciente. Es importante que se analice el caso concreto a tratar por un especialista médico titulado y con experiencia, que determine según las características de cada paciente, el tipo de relleno y la técnica más adecuada.

El relleno facial se realiza mediante la inyección en zonas estratégicamente estudiadas de determinados materiales, con el fin de que este rellene una depresión con un efecto natural y con el mínimo riesgo.

A pesar de que existen multitud de materiales de relleno, los más utilizados son los que son reabsorbibles por el propio organismo. Estos ofrecen la máxima seguridad al tener una composición aceptada por el cuerpo que no genera rechazo y aporta naturalidad al resultado.

Sea cual sea el material elegido, el paciente podrá reincorporarse a sus actividades habituales y a su vida normal a las pocas horas del tratamiento, sin efectos secundarios, dolores o molestias.

¿Qué materiales de relleno facial existen?

  • Ácido Hialurónico.Es el más demandado actualmente, ya que por la sencillez de su manipulación, la completa tolerancia con el organismo y sus excelentes resultados es la apuesta más segura y eficaz. No necesita pruebas de reacción y su duración dependerá de la zona en la que se inyecte. Normalmente, sus efectos suelen estar cerca de los 6 meses, si tras ese periodo se quiere mantener el resultado deberá realizarse una nueva infiltración.
  • Ácido poliláctico. Genera un efecto más tensor que de relleno. Provoca que el cuerpo genere colágeno tras la inyección, lo que favorece a dar firmeza a los tejidos.
  • Grasa propia.Es una buena alternativa al ser natural y no tener ningún efecto de reacción en el organismo. Para obtener el relleno se realiza una pequeña liposucción y un tratamiento de la grasa extraída. De la cantidad inyectada, normalmente solo perdura el 60%, el resto es absorbida.
  • Agarosa. Consiste en un gel con una absorción más lenta que el resto de materiales. Esta recomendado para tratar zonas con falta de volumen en el rostro.

Asesoramiento profesional y equipo médico

Lo más importante en la medicina estética es siempre el asesoramiento profesional. Para ello, acudir a profesionales médicos es fundamental, los especialistas resolverán todas las dudas posibles, estudiarán cada caso de forma personalizada y darán con la fórmula y método adecuado para cada paciente.

Contar con un equipo médico cualificado es clave para asegurar unos resultados óptimos, que esta sea segura y que tenga el mínimo riesgo. La calidad de un centro especializado es garantía de higiene, seguridad y salud. En Clinimagen, el equipo médico está formado y cualificado en medicina estética con décadas de experiencia en intervenciones de este tipo.

Comparte: