Las cirugías relacionados con los pómulos o el mentón tienen una gran relevancia en la consecución del equilibrio perfecto del rostro.