anti-aging arrugas estetica laserLos expertos dicen que quien ríe mucho se arruga más. Las arrugas son, entonces, una muestra de los buenos momentos vividos. Sin embargo, la genética, el sol y los malos hábitos también hacen florecer los surcos de la edad. Por suerte, la medicina se ha puesto de su lado y en la actualidad hay numerosos tratamientos para evitar que el rostro delate nuestra edad.

El ácido hialurónico posee la capacidad de retener el agua. Gracias a esta cualidad se utiliza para hidratar la epidermis y, sobre todo, para eliminar arrugas de expresión importantes. Su uso se recomienda en el relleno de pómulos y labios. Este producto, al aplicarlo, se hincha y alisa los pliegues subcutáneos. Además, estimula la producción de colágeno, lo que multiplica y prolonga el resultado rejuvenecedor. Las cremas a base de este nutriente son muy utilizadas como prevención de arrugas e hidratación.

Otro tratamiento para reducir los signos de envejecimiento es el bótox. En este caso se utiliza para eliminar arrugas finas, como las de la frente por ejemplo. Este producto se inyecta en la zona que se quiere tratar y paraliza la musculatura. El efecto del bótox dura aproximadamente un año, después es bueno esperar y aplicar otros métodos.

Las inyecciones de grasa cada vez tienen más demanda. Allí donde el propio paciente tiene más grasa localizada, normalmente en los glúteos, se le extrae para después inyectársela donde se quiere obtener relleno. Es similar al ácido hialurónico, pero en este caso el relleno se consigue del propio cuerpo. El resultado final es parecido pero dura menos, aunque es más económico.

Los factores de crecimiento se utilizan para regenerar las células del cuerpo. Mediante una muestra de sangre del propio paciente,  se restaura la vitalidad cutánea, se aumenta su grosor, recupera la elasticidad, mejorando la tersura y apariencia de la piel. Se usan mucho en futbolistas para curar lesiones, por ejemplo.

Otra opción interesante para aquellas personas que no quieren someterse a tratamientos más agresivos pero necesitan lucir un rostro fresco para una ocasión especial, es la inyección de vitaminas. Es un tratamiento vitamínico que capta el agua. No produce resultados espectaculares, pero sí ayudan a frenar el envejecimiento. Sirven para mejorar el aspecto de la piel pero no eliminan arrugas. Son tratamientos flash, idóneos para una ocasión especial porque dura entre uno y dos días.

Comparte: